¿Es la mística islámica como la mística cristiana?